[insert_php] if(function_exists(‘fontResizer_place’)) { fontResizer_place(); } [/insert_php]

 

1. Darle un beso todas las mañanas

Empecemos el día demostrando a nuestra mamá el amor que sentimos hacia ella saludándola con un beso cada mañana y preguntándole qué tal se encuentra y si ha dormido bien. Es fácil caer en la rutina y no prestar la suficiente atención a las personas que vemos a diario y sólo nos damos cuenta de la importancia de su presencia cuando ya no viven con nosotros. Pero no debemos caer en esto, hay que demostrar nuestro amor cada día a las personas más importantes de nuestras vidas y sin duda alguna ¡Nuestra mamá es una de ellas!

2. Cocinarle algo especial al menos una vez al mes

A todos nos gusta disfrutar de una comida especial de vez en cuando, pero si encima esa comida está hecha por nuestro querid@ hij@ la importancia simbólica es mucho mayor. Piensa en una comida o los ingredientes que le guste a tu mamá, busca recetas sencillas y cocínalas con cariño; prepara bien la presentación en la mesa y sorpréndela.

7 formas de hacer feliz a mamá sin recurrir a lo material

3. Ayudarle a configurar el Whatsapp o el Facebook.

Nuestras mamás pertenecen a otra generación y el uso masivo de la tecnología les ha llegado en una etapa en la que es más difícil adaptarse a los cambios. Es probable que no les resulte tan intuitivo y tengan más problemas que nosotros para usar las nuevas plataformas. Dedica unas horas de tu tiempo en ayudarle a configurar sus perfiles y explicarle cómo funcionan, para que ella pueda hacerlo de forma independiente, es algo que lo agradecerá mucho. Para hacerla feliz, envíale una solicitud de amistad en Facebook y cuando la acepte, coloca algunas fotos en las que apareces junto a ella.

4. Regalarle algo que le traiga recuerdos.

Este tipo de regalos no se compran, más bien se preparan. Seguro que a tu mamá le hace muy feliz el hecho de que hayas pensado en ella preparándole algo personal; algo que sólo tú podrías regalarle. Enmarcar las entradas de algún lugar especial al que fueron o haz un álbum de fotos impresas con los momentos especiales que compartieron. Cada relación es diferente y cada regalo debe ser diferente. El Do it Yourself (DIY) está de moda ¡Aprovéchalo y hazle un regalo personalizado!

5. Quedarte los domingos en casa y hacer vida familiar.

Seguro que tienes una vida social muy ajetreada y los amigos y parejas no paran de requerirte. Pero es una muy buena idea reservar un día a la semana para pasarlo en familia. El amor de tu mamá es completamente desinteresado, no está contigo porque la diviertes, porque le ayudas o porque le sirves para algo en especial, simplemente te quiere por ser tú. La mejor forma de corresponderle es pasando tiempo junto a ella. Si vives con tu mamá quédate en casa con ella los domingos y si vives fuera de su casa, ve a visitarla.

6. Preguntarle qué tal está

Si la ves estresada al volver del trabajo, si la notas cansada o preocupada, pregúntale de forma sincera y con interés cómo está. Tómate tu tiempo para escuchar su respuesta y muéstrale que te interesas por ella. Esto hará que la relación se estreche y pueda apoyarse en tí cuando más lo necesita.

7. Responder todas sus llamadas

Muchas veces tenemos la sensación de que nuestras mamás se preocupan demasiado y están siempre pendientes de nosotros. A veces nos parece molesto y no nos damos cuenta que en realidad es una gran alegría tener a alguien en nuestra vida que nos quiera tanto. Responde a todas las llamadas y de vez en cuando llama tú también aunque no tengas nada que pedirle, símplemente para preguntarle qué tal está, tal y como lo explicamos en el punto anterior.

 

No es necesario que llegue el 27 de mayo para hacer sentir especial a mamá.

¡Hazlo todos los días, porque nunca sabes cuando te puede faltar!

 


Related Posts

Leave a comment